El 12 de marzo del 2020 el gobierno adoptó las primeras medidas, declarándose  estado de emergencia sanitaria por COVID-19, todo esto para evitar el avance, la propagación y el brote del virus siendo así un año de total perjuicio para todas las familias que tuvieron que acatar dichas medidas.

Para ello las educadoras realizaron un diagnóstico para identificar las necesidades familiares, en la salud, lo social y lo económico. Según el diagnóstico y el seguimiento realizado se pudo evidenciar sus necesidades básicas de subsistencia, alimentación, salud y afecto, se detectó la falta de alimentos, pues debido a la cuarentena ningún integrante de la familia podía salir a trabajar y por ende no podían abastecerse de alimentos.

Familias del CADI reciben víveres en época de emergencia sanitaria

Posteriormente al ver todos estos aspectos en respuesta a la crisis sanitaria y económica SEPAMOS entregó víveres a las 40 familias de 70 beneficiarias y beneficiarios en 3 ocasiones. Las familias demostraron emoción, alegría y agradecimiento a SEPAMOS y a las personas que hicieron posible este beneficio, también realizaron carteles con palabras de agradecimiento, pues la ayuda humanitaria llegó en el momento oportuno.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *